Dieta líquida durante dos semanas, pierde hasta 3kg o más por semana

Además de refrescarse, los jugos pueden hacer milagros en nuestros cuerpos, incluso ayudándonos a perder kilos de más, desintoxicar, tonificar la piel, dañarnos más energía y muchos otros beneficios. Echa un vistazo a los jugos que pueden ayudar a cualquier problema.

Usted será capaz de perder peso hasta 3kg o más por semana (si está asociado con el ejercicio).

En la dieta del jugo usted elige los resultados para su dieta.

1. Para bajar de peso: Siga sólo 7 días sólo con jugos y vitaminas, la pérdida de peso es de 3kg, en caso de que se sienta muy hambriento, comer una ensalada o huevo duro, le ayudará saciar el deseo de alimentos sólidos sin cambiar los resultados.

2. Desintoxicar, limpiar el cuerpo: Jugos los fines de semana, y durante la semana una dieta sólida de su elección.

3. Mantenimiento de la dieta: Haga una comida sólida al día y jugos y vitaminas en otros.

Los jugos se pueden tomar cada 2 o 3 horas.

Si tuviéramos que citar todos los jugos que habría para siempre aquí en este post, por lo que elegimos algunos más citados en este momento. Para la eficacia y los beneficios para nuestro cuerpo. Elija los que mejor le convengan, o innovar y crear otros.

Utilice edulcorantes en lugar de azúcar.

Si lo desea, puede enviarnos a publicarlo. Su nuevo jugo.

Jugo anti celulitis: potente diurético que elimina las toxinas del cuerpo

Ingredientes:

1 taza (200 ml) de agua l

1/3 de piña

1 manzana con cáscara

1 un pedazo pequeño de jengibre picado

– Jugo de adelgazamiento: Apaga el hambre y es rico en vitaminas

1 taza (200 ml) de agua

1 manzana o 1 plátano (puede elegir uno de dos, o la mitad de cada uno)

1 col. (Sopa)

1 col. (Sopa) de germen de trigo

Jugo diurético y moderador del apetito.

144 calorías

Ingredientes:

100 g de apio

100 g de hinojo

75 g de piña

– Energía y refrescante jugo.

212 calorías

Ingredientes:

2 peras

250 g de piña

½ archivo sin shell

Zumo de ciruelas: para ayudar a cualquier persona que tenga problemas de estreñimiento.

Ingredientes:

5 ciruelas secas

1 naranja con bagazo

1 taza (200 ml) de agua mineral

2 col. (Sopa) de linaza

1 rebanada mediana de papaya hermosa
Sin título azul

Jugo de clorofila para perder peso bien

Jugo de clorofila: elimina las toxinas de la sangre y alivia la irratabilidad,

Disminuye la ansiedad y el nerviosismo

Ingredientes:

1 manzana

2 cucharadas de linaza

3 hojas, repollo, espinaca, pepinillo, achicoria o pimienta de Jamaica

1 vegetal de su elección, puede ser zanahoria, calabacín o remolacha

hojas de menta

Apio y miel a gusto.

Jugo para desintoxicar y revitalizar el cuerpo, excelente para el brillo de la piel

Ingredientes:

3 partes de zanahoria

1 vaso de agua filtrada

½ cucharadita de jengibre

1/2 manzana

Jugo para reducir el colesterol y la prevención del cáncer. Además de ayudar en el malestar estomacal y dolores de cabeza.

Ingredientes:

1 vaso de agua filtrada

1 taza de té de manzana

1 porción de apio (a gusto)

1/3 de pepino

Jugo para prevenir el mal aliento y mejorar la apariencia de la piel.

Ingredientes:

1 vaso de agua filtrada

1 taza de té de zanahoria

1 taza de té de manzana

1/2 tomate

– Excelente jugo para los riñones y la vejiga. Ayuda a eliminar el exceso de sal en el cuerpo.

Ingredientes:

1 vaso de agua filtrada

1 taza de té de sandía

1 taza de té de manzana

1 taza de té de piña

Zumo de vitamina: rico en vitamina C, vitamina B2.

Ingredientes:

200 ml de leche

1 taza de jugo de uva

1 cucharada de miel

1 taza de té de sandía

– Jugo digestivo que ayuda a regular el nivel de azúcar en la sangre.

Peras contra el estreñimiento, úlceras, tracto urinario, fiebre y tos.

Plátanos para la presión arterial alta y la retención de líquidos, además de ayudar en el buen humor.

Ingredientes:

1 vaso de agua filtrada

1 plátano

1 pera

El jugo antioxidante ayuda a la presión arterial alta.

Ingredientes:

1 vaso de agua filtrada

1 taza de cucharadita de mango

1 taza de té de manzana

1 taza de té de pera

1 taza de té de zanahoria

Jugo antinflamatorio, rico en hierro y digestivo.

Ingredientes:

1 vaso de agua filtrada

1 taza de té de piña

1 taza de uvas oscuras
Waferboard

Jugos

Zumo de manzana con zanahoria, remolacha y apio, aumentando el poder desintoxicante y ayudando en el PH de la sangre.

Jugo de uva: también antioxidante. Reduce el colesterol, ayuda al sistema circulatorio.

– Jugo de fresa, mezclado con potente diurético de sandía, mejora la circulación.

Jugo de piña, higo y jengibre: reducen el colesterol y favorecen el trabajo de la vesícula biliar.

Pera y jugo de plátano, asociados con la lechuga: plomadas de insomnio.

Zumo de fruta de la pasión: calmante.

– Jugo de papaya: buen funcionamiento de los intestinos.

– Jugo de naranja con repollo: Contra anemia, hierro rico y vitamina C.

– Jugo de piña, manzana, zanahoria y jengibre: Contra la celulitis.

Conozca los beneficios que cada fruta puede aportar a su cuerpo.

ABACATE – Se utiliza contra el reumatismo, promueve la eliminación de gases, es digestivo y laxante.

ABACAXI – Facilita la digestión, es germicida, oxidante fuerte, desbloqueo del hígado, ictericia, artritis, hinchazón y difteria, y es bueno contra afecciones de garganta y aterosclerosis.

AMEIXA – Es purgante y purificador.

ALMENDRA – Buena contra las enfermedades respiratorias y la irritación de las vías urinarias.

BANANA – Lucha contra la diarrea y la anemia. Calmante, favorece la formación, secreción y excreción de la leche.

CAQUI – Es alcalinizante, bueno para los afectos del hígado y los resfriados de la vejiga.

CEREZA – Es alcalinizante, remineralizante, combatiendo la disentería y es eficaz contra la aterosclerosis.

COCO – Es calmante y combate la fiebre.

FIGO – Combate las enfermedades de las vías respiratorias, es laxante, tiene la propiedad de suavizar los tejidos, atenuar las inflamaciones, los hinchazones y las quemaduras. Alivia el dolor y cura las heridas.

FRUTA-DO-CONDE – Estimula el apetito.

GOIABA – Lucha contra la diarrea y los tumores.

JABUTICABA – Estimula el apetito y revive.

ORANGE – Combate la falta de vitamina C, estimulante del apetito, regulador intestinal, laxante, diurético, reumatismo de combate, calmante, digestivo, antifebril, antihemorrágico, combate la neuralgia, restaura el flujo menstrual, cuando está escaso o ausente, Nefritis, depurativa, Etc.

LIMA – Es calmante y combate la carencia de vitamina C.

LIMÓN – El jugo es un estimulante del apetito, diurético, lucha contra la fiebre, combate el reumatismo, combate la falta de vitamina C, antiséptico, astringente, cura las heridas y combate el vómito.

Vea Tambien:

Dieta para disminuir las medidas

 

Muchas personas piensan que bajar su peso es más importante cuando están en una dieta, pero si pensamos en ello, nuestro mayor objetivo no es sólo reducir el número de la escala sino disminuir las medidas del cuerpo. No hay nada más placentero que el uso de la ropa que estaban apretandonos antes.

Con la ayuda del menú a continuación y los ejercicios diarios, después de todo, todo el mundo sabe que sin ellos nada realmente da buenos resultados, es posible perder peso hasta 1,5 por semana, pero tienen resultados visibles en el cuerpo mucho más evidente.

El menú, de alrededor de 1000 calorías, está compuesto de fibras, proteínas magras y otros aliados como los tés diuréticos y aceite de coco. Esta combinación, será capaz de ayudar y mucho estar con el cuerpo más delgado.

Importante:
En todos los aperitivos, tomar 1 taza. de:
(Todos los ingredientes se pueden encontrar en mercado de  productos naturales, o incluso en la feria, en el puesto de hierbas medicinales). No es bueno cambiar de cápsulas.

TEA 3 EN 1

INGREDIENTES

– 1 sobre de hojas de té secas
– 1 bolsa de chispa asiática
– 1 sobre de diente de león
– 500 ml de agua

Preparacion

Mezcla en un vaso con tapa, para guardar después, el té verde, la centella asiática y el diente de león. Hervir 500 ml de agua, añadir 1 cucharada de la mezcla y dejar reposar durante 10 minutos. Posteriormente, es sólo para tensar y consumir durante el día, de acuerdo a la orientación del menú.
Opción 1

Desayuno
– Vitamina: (200 ml) de leche de soja, ¼ papaya papaya y ½ col. (Sopa) de aceite de coco
– 1 tostada entera
– 3 rebanadas de pechuga de pavo

Bocado matutino
– 1 manzana
– 2 nueces del parásito
– 1 xíc. De té 3 en 1

Almuerzo
– Ensalada hecha con 1 col. (Sopa) de col cruda + 1 repollo. (Sopa) de zanahorias cocidas + 1 rebanada de tomate + 1 repollo. (Té) aceite de oliva + 2 col. (Sopa) de lentejas cocidas
– 1 piel sin cocer al horno sin azúcar
– 1 rebanada de piña

Merienda 1
– 1 rebanada de pan marrón claro
– 1 rebanada de ricotta
– 1 xíc. De té 3 en 1

Merienda 2
– 3 huevos de codorniz hervidos

Tener una cena
– Ensalada hecha con ½ plato de acelga + 1 rebanada de tomate + 1 repollo. (Sopa de zanahoria hervida) + 4 ramos de coliflor cocida + 1 lata de atún natural + ½ col. (Sopa) de perejil picado + 1 col. (Café) jengibre rallado fresco + 1 col. (Postre) de linaza triturada + ½ repollo. (Sopa) de aceite de canola

Cena
– 1 xíc. (Té) leche descremada con 1 col. (Té) en polvo canela
opcion 2

Desayuno
Vitamina de:
1 plátano-plata + 1 col. (Sopa) quinoa en copos + ½ col. (Sopa) de aceite de coco + 1 olla de yogur bajo en grasa

Bocado matutino
– 1 taza (200 ml) de jugo de repollo azotado con menta y jengibre
– 2 nueces del parásito
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Almuerzo
– Ensalada hecha con ½ plato de lechuga + 3 rebanadas de tomate + 2 repollo. (Sopa) de brócoli cocido + ¼ de pepino + 1 repollo. (Sopa) de soja cocida + 1 col. (Té) de aceite de oliva
– 1 porción de salmón (u otro pescado) a la parrilla con sésamo y 1 col. (Té) de aceite de canola
– 1 rebanada de piña

Merienda 1
– 1 tostada entera
– 2 rebanadas de pechuga de pavo
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Merienda 2
– 1 taza (200 ml) de leche descremada con 1 col. (Café) en polvo canela

Tener una cena
– Ensalada hecha con 1 placa de lechuga lisa + 1 rábano + 3 rebanadas de tomate + 1 repollo. (Sopa de guisantes) + 1 repollo. (Té) de aceite de oliva
– 1 porción de frita de calabacín

Cena
– 1 taza (200 ml) de leche de soja

Opción 3

Desayuno
– 1 xíc. (Té) leche descremada con 1 col. (Té) de cacao en polvo y ½ col. (Sopa) de aceite de coco
– 1 rebanada de pan en una forma integral de luz
– 1 rebanada de queso de las minas

Bocado matutino
– 1 taza (200 ml) de agua de coco
– 2 tuercas
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Almuerzo
– Ensalada hecha con 1 plato de lechuga y endibias + 2 repollo. (Sopa) zanahoria rallada + 3 rebanadas de tomate + 1 repollo. (Sopa) de garbanzos cocidos + 1 col. (Té) de aceite de oliva
– 1 F ilé de pollo a la parrilla
– 1 col. (Sopa) de repollo estofado con 1 col. (Té) de aceite de canola
1 kiwi

Bocadillo de la tarde
– ¼ barra pequeña (30 g) de chocolate medio amargo
– 2 albaricoques secos
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Merienda 2
– 1 frasco de yogur de frutas 0% de grasa

Tener una cena
– 2 cáscaras de sopa de verduras con pollo
– 1 taza de espuma de gelatina de fresa (gelatina batida, antes de congelar, con 1 olla de yogur natural, desnatada y refrigerada)

Cena
– 1 polen ligero
– 1 tostada entera
– 1 xíc. De té de jengibre
Opción 4

Desayuno
– 1 taza (200 ml) de jugo de frutas (de su elección) sin azúcar
– 1 tostada entera
– 3 rebanadas de pechuga de pavo
– 1 col. (Sopa) de queso cottage mezclado con ½ repollo. (Sopa) de aceite de coco

Bocado matutino
– 2 albaricoques secos
– 4 almendras
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Almuerzo
– Ensalada hecha con ½ plato de rúcula + ¼ de pepino + ¼ de cebolla en rodajas + 1 repollo. (Té) de aceite de oliva
– 2 col. (Sopa) de arroz integral
– ½ cáscara de frijol carioca hervida
– 1 tortilla sencilla
– 1 col. (Sopa) de achicoria en 1 col. (Té) de aceite de canola

Bocadillo de la tarde
– 1 rebanada de pan en una forma integral de luz
– 2 col. (Sopa de paté de atún) (queso de cuajada ligera con atún)
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Merienda 2
– 1 taza (200 ml) de yogur con crema con canela en polvo y edulcorante

Tener una cena
– Ensalada hecha con 1 plato de lechuga morada + 2 repollo. (Sopa) de remolacha cocida + ¼ de pepino + 1 repollo. (Sopa) brócoli cocido + 1 col. (Té) de aceite de oliva + 1 col. (Café) jengibre rallado fresco
– 1 hamburguesa de soja a la parrilla

Cena
– 1 frasco de yogur de frutas 0% de grasa
Opción 5

Desayuno
– Vitamina de:
1 rebanada de piña + 1 frasco de yogur de fruta 0% de grasa + ½ col. (Sopa) de aceite de coco + ½ repollo. (Sopa) avena en copos gruesos
– 1 rebanada de pan en una forma integral de luz
– 1 col. (Té) dieta de la jalea de fruta

Bocado matutino
– 1 manzana
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Almuerzo
– Ensalada hecha con ½ plato de berros + 3 rebanadas de tomate + 2 repollo. (Sopa) de guisante fresco cocido + 1 col. (Té) de aceite de oliva + 1 col. (Café) de jengibre rallado fresco + 1 cucharada de perejil fresco picado
– 2 col. (Sopa) de berenjena asada
– 1 filete de pollo asado con 1 col. (Té) de aceite de canola
– 1 naranja con bagazo

Bocadillo de la tarde
– 1 taza (200 ml) de leche de soya ligeramente batida con 2 repollo. (Sopa) de aguacate y ¼ de repollo. (Sopa) de cacao en polvo
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Merienda 2
– 1 taza (200 ml) de leche ligera de soja

Tener una cena
– 1 sándwich hecho con 2 rebanadas de pan integral + 2 rebanadas de tomate + 1 filete de pollo asado + arugula a voluntad
– 1 pera

Cena
– 1 xíc. (Té) de leche descremada con edulcorante
Opción 6

Desayuno
Vitamina de:
1 taza (200 ml) de leche de soja ligeramente batida con 2 repollo. (Sopa) de aguacate y ¼ de repollo. (Sopa) de cacao en polvo
– 1 tostada entera
– 1 col. (Sopa) de pasta de ricotta

Bocado matutino
– 1 melocotón
– 2 tuercas
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Almuerzo
– Ensalada hecha con ½ plato de arugula + 3 ramos de coliflor cocida + 1 col. (Sopa) zanahorias cocidas + 1 col. (Sopa) hervida chuchu + 1 col. (Té) de aceite de oliva
– 1 papa cocida media
– 1 rebanada de carne asada con romero y 1 col. (Té) de aceite de canola

Bocadillo de la tarde
– 1 tostada entera
– 2 col. (Sopa) de queso cottage
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Merienda 2
– 1 frasco de yogur de frutas 0% de grasa

Tener una cena
– Ensalada hecha con 1 placa de lechuga crujiente + 2 rebanadas de tomate + 2 rebanadas de berenjena asada + 1 repollo. (Sopa) perejil picado + 3 almendras secas picadas + 1 col. (Té) de aceite de oliva
– 1 col. (Sopa) de puré de patatas
– 1 filete de pollo

Cena
– 1 rebanada de ricotta
Opción 7

Desayuno
– 1 taza (200 ml) de agua de coco
– 2 rebanadas de pan integral
– 1 huevo revuelto con ½ cucharada de aceite de coco

Bocado matutino
– 1 manzana
– 1 tuerca
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Almuerzo
– Ensalada hecha con 1 plato de lechuga crujiente + 4 tomates cherry + 4 rodajas medianas de pepino + 2 rodajas medianas de calabacín cocido + 1 col. (Té) de aceite de oliva
– 1 placa de carne magra a la parrilla
– 2 col. (Sopa) de verduras cocidas con 1 col. (Té) de aceite de canola

Bocadillo de la tarde
– 2 galletas completas
– 2 tuercas
– 1 xíc. (Té) 3 en 1 té

Merienda 2
– 1 taza (200 ml) de leche de soja ligera con 1 col. (Té) chocolate en polvo

Tener una cena
– 1 taza (200 ml) de jugo de col con jengibre y limonada con edulcorante
– 1 sandwich hecho con 2 rebanadas de pan marrón claro + 1 calabaza con 1 huevo entero y 2 claras de huevo

Cena
– 1 taza (200 ml) de leche de soja ligera mezclada con 1 col. (Café) en polvo canela

Vea Tambien:

Dieta de emergencia de invierno

 

Puede eliminar hasta 2 kg en 2 días de dietas, disfrutando del frío del invierno, bebiendo sopas calientes y calientes. Pero no prolongar la duración de la misma o tendrá consecuencias como: debilidad, malestar y un apetito incontrolable, que le llevará al efecto de acordeón, traer de vuelta los kilos no deseados eliminados con él.
PRIMER DÍA

Desayuno:
Vitamina del germen de trigo: batir en la licuadora 1 taza de jugo de naranja (250 ml), 1 manzana tajada, 2 col. (Sopa) de germen de trigo y 1 col. (Sopa) de miel.

Bocado matutino:
Yogur de ciruela

Almuerzo:
Crema Champignon: Coma sólo una porción.
Ingredientes:
– 180 g de champiñón fresco picado
– 1 diente de ajo picado
– 1 col. (Sopa de menta picada)
– 1 col. (Sopa) perejil picado
– 1 col. (Postre) de maíz o aceite de girasol
– 120 g de queso ligero
– 1 xíc. (Té) de leche descremada
– 1 col. (Sopa) de harina de trigo
– 2 tabletas de caldo de pollo disueltas en 1 litro de agua

Cómo hacer: Freír el ajo en el aceite. Agregue las setas y la menta. Agregue el caldo de pollo y cocine a fuego lento durante 5 minutos. Aparte, batir el queso, la leche y la harina en la licuadora. Mezcle esta pasta en el caldo y espese. Servir con el perejil asperjado. Rinda 4 porciones de 121 calorías cada una.

Bocadillo de la tarde:
Frutas Vitamina: batir en la licuadora 1 taza (250 ml) de jugo de naranja con ½ banana-nanica, 1 rebanada de papaya y ½ manzana sin cáscara;

Tener una cena:
Crema de Tomate: Coma sólo una porción.
Ingredientes:
– 700 g de tomate picado
– 2 cebollas medianas picadas
– 2 dientes de ajo picados
– 3 tabletas de caldo de pollo disueltas en 1 litro y medio de agua
– 4 cucharadas de harina de trigo disuelta en ½ tazas. (Té) de leche descremada
– 1 col. (Té) de orégano
– 3 col. (Sopa) crema ligera
– 1 col. (Postre) de maíz o aceite de girasol

Cómo hacer: Saltear la cebolla y el ajo en el aceite. Añadir el caldo de pollo y los tomates y dejar hervir durante 40 minutos. Espere a que se enfríe y correr a través del tamiz. Regrese al fuego y mezcle la harina, el orégano y la sal. Dejar espesar y añadir la crema agria en el momento de servir. Sirve 4 porciones de 128 calorías cada una;

Cena:
1 taza (250 ml) de leche descremada.
SEGUNDO DÍA

Desayuno:
Vitamina de la fresa: Golpe en la licuadora 1 taza de yogur descremado natural con 4 fresas en pedazos, ½ taza de leche descremada y 1 col. (Sopa) de miel;

Bocado matutino:
Jugo de pera
Batir en la licuadora ½ taza de agua (125 ml) con 2 peras en la cáscara.

Almuerzo:
Crema de maíz con ricotta: Coma sólo una porción.
Ingredientes:
– 12 espigas de maíz
– 2 tabletas de caldo de pollo disueltas en 1 litro de agua
– 1 col. (Sopa) cebolla picada
– 1 diente de ajo picado
– 1 xíc. (Té) de leche descremada
– 1 columna. (Sopa) de harina de trigo
– 1 col. (Postre) de maíz o aceite de girasol
Para las bolas de ricotta
200 g de ricotta
– 1 nuez moscada al gusto sal al gusto
Cómo hacer: Saltear la cebolla y el ajo en el aceite. Agregue el caldo y el maíz y cocine a fuego lento. Batir en la licuadora y pasar a través del tamiz. Disolver la harina en la leche, añadir a la sopa y hervir hasta espeso. Bolas de Ricotta. Amasar la ricotta con un tenedor y mezclar los otros ingredientes. Deje reposar durante 30 minutos. Retire cada bola con una cucharadita y colóquela en la sopa en el momento de servir. Sirve 4 porciones de 217 calorías cada una.

Bocadillo de la tarde:
Jugo de naranja con acerola: batir en la licuadora ½ taza de agua (125 ml) con 3 naranjas y 12 acerolas.

Tener una cena:
Sopa de Pollo: Coma sólo una porción.
Ingredientes:
– 1 pechuga de pollo con hueso y sin piel ½ taza. (Té) de los tallarines a la sopa
– 2 cebollas medianas picadas
– 1 col. (Sopa) de maíz o aceite de girasol
– 6 tomates picados
– 4 dientes de ajo picados ½ pimientos verdes en tiras
– 1 col. (Sopa) perejil picado
– 2 litros de agua
– 100 g de queso picado picados
– 1 col. (Sopa) de sal

Cómo hacer: Poner el aceite, la cebolla, el tomate, el ajo, la pimienta, el pollo y la sal en una cacerola grande. Llevar a ebullición y agregar el agua. Hervir hasta que el pollo esté cocido. Retire el pollo de la sartén, separar el hueso y triturar. Reservar. Vierta el caldo a través del tamiz, lleve a ebullición y cocine a fuego lento. Agregue la pasta, el perejil y el pollo. Servir con los cubos de queso en la parte superior. Sirve 4 porciones de 202 calorías cada una.

Cena:
1 taza (250 ml) de jugo de naranja.

Importante:
Sin actividad física los resultados nunca son realmente efectivos, así que asegúrese de hacer las actividades diarias.
Ninguna dieta se puede considerar 100% garantizado, por lo que los resultados pueden variar de persona a persona.

Vea Tambien:

 

Dieta de repollo: engañar al hambre y perder hasta 5 kg en un mes

Comer col es una forma inteligente y barata de reducir las medidas. Es rico en fibra y tiene un alto contenido de carnitina, un aminoácido que combate el exceso de peso. Aquí es cómo incluir la comida de una manera sabrosa en el menú.

Beba por lo menos 2 litros de agua por día para evitar el gas

Después de una dieta de col reduce las medidas, da saciedad y pone el intestino a trabajar. “Además de ser rica en fibra, es rígida y nos obliga a masticar, lo que nos da una rápida sensación de saciedad”, dice la nutricionista Vivian Goldberger. Y más: tiene un alto contenido de carnitina, un aminoácido que combate el exceso de peso, “estimulando al cuerpo a usar la grasa acumulada en las células como fuente de energía!”. ¿Estás emocionado?

Incluir repollo en la dieta

¿Cuándo debo comer?

Por lo menos dos veces al día, durante el almuerzo y la cena (puede ser crudo o cocido), las dos comidas más adecuadas para comer la verdura.

¿Cuáles son las cantidades ideales?

Un plato lleno de postre. Lo bueno es comer la col primero y luego el acompañamiento. Usted se sentirá saciado y comer menos.

¿Qué repollo elegir?

Ambos ayudan con la pérdida de peso. Aquí están las diferencias entre ellos:

Repollo blanco: Ayuda a quien quiera ganar masa magra y fortalecer los músculos, ya que es rico en calcio y hierro.

Col púrpura: Tiene antocianinas, que combaten el colesterol malo y mejoran el funcionamiento del corazón.

Tres recetas llenas de sabor

La nutricionista Vivian Goldberger ha preparado tres recetas ligeras para que usted incorpore en su menú y aproveche al máximo los beneficios de la col. Con ellos, será fácil seguir el régimen!

Ensalada cruda de col, 48 cal por porción *

Ingredientes
1 cucharadita de azúcar ligero + ½ taza de vinagre blanco + ½ cucharadita de pimienta negra molida + 1 cucharadita de sal + ½ cucharadita de mostaza en polvo + 4 tazas de col cruda finamente picada + 2 cucharadas de crema ligera

Método de preparación
Hornear en una sartén el azúcar, vinagre, pimienta, sal y mostaza. Dejar hervir hasta que el azúcar se disuelva. Retirar y regar el repollo. Añadir la crema y mezclar. Refrigere durante dos horas. Si lo desea, agregue ½ taza (de té) de pasas y 1 zanahoria rallada.

Col con pollo, 200 cal por porción *

Ingredientes
½ repollo medio cortado en trozos + 2 filetes de pollo cocidos (1 cucharada de aceite de oliva + 1 taza de hinojo fresco picado + 1 cebolla picada + ½ pimiento rojo picado + 1 cubito de caldo de pollo + ½ taza (té) Placa de queso en rodajas gruesas (puede cambiar por queso de cuajada ligero)

Método de preparación
Cocine la col y el pollo en agua salada durante 5 a 10 minutos (hasta que la col esté cocida). Retirar, escurrir y reservar. Dispersar el pollo y reservar. En otra sartén, saltee el aceite de oliva, la cebolla y el caldo de pollo. Revuelva bien y extienda sobre la col. Agregue el pollo desmenuzado, el pimiento y espolvoree el queso.

Col agridulce, 210 calorías por porción *

Ingredientes
250 g de col púrpura rebanada + 1 manzana verde o piña al gusto + 2 zanahorias ralladas + 1 taza de pasas + 1 taza de mayonesa ligera + 1 pizca de sal + 1 limón

Método de preparación
Cortar la col en rodajas finas y cortar la manzana en pequeños cubos. Dejar todo remojar en agua con el limón. Escurrir bien y mezclar con los otros ingredientes (excepto la mayonesa) en un tazón grande. Agregue la mayonesa y revuelva. Traiga la ensalada para relajarse, y cuando se sirve, agregar otra cucharada de mayonesa para que sea cremosa.

La nutricionista Vivian estableció tres opciones de menú con 1.400 calorías. Puede hacer sustituciones y alternar menús y recetas entre los días de la semana. ¡Disfruta tu comida!

Vea Tambien:

Adelgaza de 4 a 8 kg con la Sopa Quema Grasa Dieta Rapida

Siguiendo este menú puedes perder de 4 a 8 kg en una semana.

Esta receta de sopa quema grasa está indicada por el Hospital del Corazón para las personas con sobrepeso que necesitan perder peso rápidamente para que puedan continuar con un tratamiento o cirugía.

Al igual que todas las dietas, combinarla con los ejercicios físicos puede resultar en la pérdida de peso rápida y efectiva.

Después de la primera semana tome un descanso de 1 o 2 días, pero no abuse, coma con moderación, dando preferencia a las frutas.

Beba mucha agua y tés de su elección sin añadir azúcar.

Ingrediente de la sopa quema grasa.

INGREDIENTES:
1 BERINJELA
1 PAQUETE DE CREMA DE CEBOLLA
1 NABO
2 HOJAS DE TUBO
2 CEBOLLAS DE COSECHA
2 PIMIENTAS
1 ZANAHORIA
2 TOMATES PEPPERADOS
1 GRAN COLA PÚRPURA
1 NOMBRAMIENTO O SALSON

Sazonar con: SAL, PIMIENTA, CURRY, ENSALADA O SALSA

Como preparla:
Cortar todas las verduras y cubrirlas con agua.
Hervir durante 10 minutos, unos 40 minutos, o hasta que las verduras sean de su agrado. Sazone al gusto.

TARJETA SUGERIDA POR EL HOSPITAL DEL CORAZÓN

1ER DÍA
Todas las frutas (menos plátano) + Sopa quema grasa

2do dia
Todas las verduras + Sopa quema grasa
Evite frijoles secos, garbanzos, guisantes y maíz.
A la hora del almuerzo, usted puede comer una papa cocida grande

3er día
Frutas y verduras + Sopa quema grasa

Cuarto día
Bananas + Leche descremada + Sopa quema grasa
Puede comer hasta 8 plátanos durante el día, ya sea batido de leche o no.
Utilice edulcorantes

5to día
Carnes (pollo, pescado, evitar cerdo) + tomates + sopa quema grasa
Beba mucha agua y té verde para ayudar a eliminar el ácido úrico.

Sexto día
Carne (pollo, pescado, evitar cerdo) + vegetales en cantidades razonables + sopa quema grasa

7º DÍA
Arroz (preferentemente Integral) + Verduras + Sopa quema grasa

Sopas calientes

Esta es una variación de la sopa sugerida por nuestra amiga Silvia Helena para aquellos que no les gusta comer o al menos poder variar el paladar, los alimentos que no están en él se pueden consumir a un lado, ayudando a apagar el hambre.

Ingredientes

2 repollo púrpura (La col púrpura ayuda a quemar calorías, el blanco no)

2 tomates

4 zanahorias

2 pimientos

Cocine 1 col, 2 zanahorias, tomates y pimientos durante 1 hora, luego refrigere todo en la licuadora y vuelva a encender el fuego. Empane con sal, pimienta, ajo y knorr.
Cocine las otras 2 zanahorias por separado cortadas en pedazos pequeños y mezcle en la sopa después de cocinar.
Cortar la otra col en trozos pequeños y añadir la sopa.

Gracias por el consejo Silvia !!

Vea Tambien:

Dieta de mantenimiento

Cuando terminamos de hacer una dieta, tenemos el temor, de que nuestro cuerpo, sufra un efecto rebote, y cojamos rápidamente los kilos que hemos perdido. Estos miedos son fundados, sobre todo cuando realizamos una dieta muy estricta en la que se prohíbe un gran número de alimentos, que nuestro organismo de forma inconsciente nos pide, una vez terminamos a dieta.

Tenemos que tener claro que la mejor dieta, es la que nos enseña a comer, podemos comenzar en un principio de forma más estricta, pero que poco a poco vaya añadiendo todo tipo de alimentos, hasta enseñarnos a comer de forma que no tengamos la sensación de estar a dieta. Que podamos ser nosotros mismos los que decidamos nuestra alimentación y mantener o incluso seguir perdiendo peso.

Es necesario durante el mantenimiento, que ingerimos mayor número de calorías, que nuestro cuerpo queme ese exceso, realizando ejercicio físico. Simplemente dedicándole 45 minutos al día, podremos con esas calorías de más. Andar, subir escaleras, gimnasia, yoga, bailar, nadar..,cualquier actividad que nos motive a practicarla.

Algunos consejos a seguir pueden ser:

1. Respetar el horario de las comidas, intentar realizarlas todos los días a la misma hora, para respetar el metabolismo.

2. Realizar 3 principales, más almuerzo y merienda, no cayendo en estos, en el picoteo (bollería, dulces), ni en grandes cantidades, que nos puedan quitar apetito para la siguiente comida.

3. Consumir 2 litros de agua al día, que se pueden medir también en infusiones, caldosMantener el cuerpo hidratado es fundamental.

4. No pasar directamente a realizar todas las comidas de mantenimientos, empezar respetando las comidas, y las cenas de la dieta y combinar con desayuno y merienda de mantenimiento. Te ayudará a organizar y saber lo que tienes que hacer de comer o cenar. Ya que después de un tiempo donde te daban planificadas las comidas, volver a elaborar tú los menús, puede venir un poco cuesta arriba y puede derivar en comer cosas rápidas o improcedentes, por lo que no debes olvidar del todo los menús de tu dieta.

5. Seguir manteniendo los productos integrales o bajos en calorías( leche, cereales, yogurt.)

6. Es muy importante el consumo prioritario de fruta y verdura, frente a otros alimentos.

7. Continuar con el consumo de huevos, carnes bajas en grasas y pescado, preferiblemente a la plancha, hervido o al horno, evitar los fritos en la medida de lo posible.

Se deben combinar los alimentos de forma variada, para que no se convierta en algo monótono y sobre todo, para no tener la sensación de estar siempre a dieta, sino que nos cuidamos de forma equilibrada, para estar sanos y mantener nuestro peso:

Desayuno:

Café con leche descremada
Infusión
Zumo
Galletas
Tostada pequeña con aceite
Cereales integrales
Fruta

Almuerzo:

Yogurt
2 piezas de fruta
Barrita de cereales

Comida:

Comenzar siempre con una ensalada, en sus múltiples variedades ( mediterránea, pasta, con fruta)
Primer plato: Caldo de pollo, cremas de verduras, sopa de pescado..
Segundo plato: Carne (pollo, ternera, conejo, pavo) a la plancha, al horno, con verdura y patatas asadas.
O pescado a la plancha o al horno, con verduras y patatas.
Postre: terminar con una pieza de fruta o algún postre lácteo desnatado.

Merienda:

Leche
Infusiones
Zumo
Yogurt
Barrita cereales
Fruta

Cena:

Berduras a la plancha y pescado
Tortilla francesa con york..
Cremas o purés de verdura con pescado
Pollo con verdura y patatas asadas.

Hay múltiples combinaciones para realizar, progresivamente añadir platos elaborados de caliente (lentejas, cocido sin grasas, paella.) en la comida y seguir manteniendo las demás.

Aunque lo veas muy parecido a la dieta que mantenías, tienes que pensar que tu cuerpo no está preparado para cambiar de un día para otro. Tienes que ir incorporando alimentos de forma progresiva, al igual que permitirte algún capricho de vez en cuando. El día que te saltes un poco la dieta, procura hacerlo en la comida y realiza una cena a base de fruta o verdura, para compensar las calorías de ese día.

Una vez llegados a nuestro peso ideal pon empeña en conseguir mantenerlo. Disfrutar de la comida de forma inteligente y realizar un actividad física adecuada a tus características.
Como popularmente sabemos: lo difícil no es llegar, sino mantenerse.

Vea Tambien:

Dieta durante el embarazo

La etapa del embarazo es una época fundamental de cambios en tu organismo, donde se deben cuidar primordialmente nuestros hábitos alimenticios, ya que hay una nueva vida que se alimenta de ti.

Debemos descartar viejos mitos como “tienes que comer por dos, come todo lo que quieras, cumple todos tus antojos..”, ya que la media de peso ha incrementar durante el embarazo está entre el kilo y kilo y medio en cada mes, en total nos movemos en un intervalo de 12 a 14 kilos durante los nueve meses, no debemos superar estas cifras. Por lo que el incremento de calorías no tiene que ser superior a 300 al día, y en muchos casos es muy aconsejable una reconversión hacia hábitos de alimentación más saludables. Dependiendo de las calorías que consumías anteriormente al embarazo, debes fijar tu dieta entre 2000 a 2400 calorías.

Hay que realizar cinco comidas diarias, conforme avance el embarazo se irán reduciendo la cantidad, ya que conforme crece el niño, el espacio en el estómago se reduce y se hacen más pesadas las digestiones.

Hay que incluir en estas comidas una dieta variada y equilibrada, a partir de productos frescos, frutas, verdura, pescado, legumbres, lácteos, huevos. La forma de cocinar los alimentos debería ser a la plancha, vapor o al horno, eliminar todo lo posible los fritos. Se puede utilizar la sal de forma moderada, ya que se reducirá la retención de líquidos y la hinchazón de los pies. Es aconsejable utilizar sal yodada y condimentar los alimentos con especias suaves o limón.

Evitar todo lo posible el consumo de grasas, procedente de bollería, dulces, bebidas con gas, aperitivos industriales( patatas fritas, cortezas..), al igual que los que contienen cafeína (café, té, chocolate) ,hay que intentar moderar su consumo.

Eliminar totalmente el consumo de alcohol y tabaco, ya que está probado que puede repercutir tanto en el peso del niño, como en su estado de salud general. Mantener una buena hidratación, por lo que es aconsejable el consumo de un litro y medio o dos diarios de agua, también se pueden tomar infusiones de forma moderada.

Es necesario el aumento de ácido fólico, hierro y calcio, dentro del control que tu médico te realiza en el embarazo determinará los suplementos que debes tomar en función de tus necesidades, pero vamos a desarrollar una dieta que potencie el consumo de alimentos que los contengan.

Una dieta rica en calcio debe contener leche ( desnatada o de soja), al igual que yogurt y quesos descremados, sardinas y espinacas. Para el hierro es recomendable la carne roja y las espinacas. Y para el ácido fólico, consumir frutos secos, vegetales de color verde

Realizaremos 5 comidas al día, se puede incluir en caso de nauseas, pequeños picoteos, de frutos secos, un pedacito de pan o alguna galleta salada. Fuera de esta excepción realizaremos: desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena.

1. El desayuno debe contener: lácteos, fruta, zumos, cereales o pan.
2. Almuerzo y merienda: combinar y elegir entre: fruta, zumos, pedacito de pan, fiambres bajos en calorías, yogurt
3. Comida y cena:
1º verdura u hortaliza (ensalada, hervida) sopa
2º pescado o carne acompañado de pasta, arroz o verdura
Postre: fruta o postre lácteo.

Siguiendo las pautas de : 3 raciones de fruta al día, medio litro de leche, más derivados ,queso, yogurt, 5 veces a la semana de carne (preferible, pollo, pavo, conejo, cerdo, ternera), 3 veces por semana huevos ( pasados por agua, tortilla, revueltos), 4 pescado preferentemente azul, 3 a 4 veces por semana pasta, arroz, legumbres, alternados en la comida y la cena.

Tenemos que pensar que el desarrollo de nuestro bebé va a depender en gran parte de la forma que tenemos de alimentarnos, la calidad, la variedad y la cantidad. No por más comer nuestro bebé crecerá más sano. Lo hará si nuestra alimentación es más sana.

Vea Tambien:

Dieta contra la celulitis

La celulitis es una acumulación de grasa en el tejido adiposo, afecta mayoritariamente a las mujeres y se registra preferentemente en la zona de los muslos, glúteos y cadera, aparece a partir de la adolescencia, afecta tanto a mujeres delgadas, como gruesas y se agrava con el paso del tiempo. También se puede encontrar en los hombres, de forma más puntual en la zona del abdomen.

Existen aspectos que pueden favorecer la aparición y el aumento progresivo de la misma y que tenemos que cambiar, como son:

– Llevar ropa muy ajustada, porque es perjudicial para la circulación al igual que llevar de forma continuada un zapato con un tacón alto.
-Si se trabaja muchas horas sentada, hay que intentar realizar un mínimo de ejercicio cada hora, intentar caminar unos 5 minutos.
-Eliminar el consumo de tabaco y reducir al máximo el consumo de alcohol, ya que son factores muy determinantes en la circulación de la sangre al igual que la cafeína.

Otro factor negativo es el estrés, el ritmo de vida que llevamos favorece la aparición de la temida celulitis. Intentar planificar el día a día, para evitar situaciones de estrés y utilizar técnicas de relajación o vías de escape como, yoga, baile..

Una dieta adecuada ayuda a mejorar la celulitis. También es muy importante la realización de un ejercicio físico de forma continuada. La vida sedentaria ayuda a la aparición y el aumento de la misma. Un ejercicio dirigido a mejorar la activación de la circulación, como puede ser, caminar, subir o bajar escaleras, bicicleta, correr., que se debe realizar diariamente y por lo menos con una duración media de 45 minutos.

Podemos complementar la dieta y los ejercicios, con diferentes técnicas que ayudan a disminuir los efectos como son, masajes con cremas específicas, que activen la circulación, drenajes linfáticos, o mesoterapia,siempre realizados por profesionales.

La mala alimentación es un factor de riesgo crucial. Algunos consejos que nos pueden servir cambiar nuestros hábitos a favor de la reducción de la celulitis. :

« Consumir las calorías que vayamos a eliminar por nuestra actividad diaria, ya que la acumulación de grasas, favorece la aparición de celulitis.
« Realizar 5 comidas diarias, realizando la cena como la comida principal más ligera, ya que son unas calorías que en su mayoría no se queman.
« Reducir al máximo el consumo de grasa saturadas, hidratos y azúcares.
« Cocinar los alimentos, al vapor, al horno o hervidos, nunca fritos.
« Tener una buena hidratación, tanto agua, un mínimo de 1 litro y medio al día, como zumos naturales e infusiones, destacando el té rojo y verde y las infusiones de salvia, ya que contiene propiedades antiinflamatoria y diuréticas.
« Consumo abundante de verduras, hortalizas, destacando espinacas, calabacín, apio y alcachofas
« 3 piezas de frutas al día (destacando los cítricos, limones, pomelos, kiwi, piña y naranja, preferentemente en ayunas)
« Evitar las carnes grasas (cerdo, cordero, embutidos) y consumir pavo, pollo, conejo
« Introducir el pescado por lo menos 3 veces a la semana.
« Tomas productos integrales (cereales, arroz, pasta, pan), que ayudan a la eliminación de toxinas y previenen el estreñimiento, un elemento muy importante a la hora de combatir la celulitis.
« Lácteos desnatados y si puede ser mejor de soja.
« Se debe realizar una dieta depurativa, por lo menos un día a la semana.

Un ejemplo de dieta contra la celulitis sería:

Desayuno:

– Té rojo con un zumo de pomelo
– Leche de soja con 4 galletas integrales
– Té con leche y 2 rodajas de piña integral
– Zumo de naranja y 2 kiwis
– Yogurt desnatado y un zumo

Almuerzo:

– Un pedacito de pan integral con fiambre de pavo, pollo y dos rodajas de piña natural.
– 2 yogures y dos pedazos de piña natural
– Ensalada de fruta fresca
– 1 huevo duro y un pedacito de pan integral

Comida:

– Ensalada verde, pollo asado y yogurt desnatado.
– Ensalada pepino, tomate y lechuga y pasta con verdura y piña
– Crema de verdura y un pescado a la plancha y fruta
– Ensalada de pasta y verdura al horno

Merienda:

– Zumos, fruta, yogurt, leche

Cena:
– Crema de verduras, pescado a la plancha y fruta
– Verdura asada , pollo a la plancha y yogurt
– Tortilla francesa, ternera a la plancha y fruta
– Variado de fiambres tipo light y 2 huevos

Siguiendo todas estas indicaciones podemos llegar a reducir la celulitis.

Vea Tambien:

Dieta South Beach

Fue en el prestigioso lugar de South Beach, en Miami, Florida (USA), donde el doctor cardiólogo y profesor de la Universidad de Miami, Arthur Agatston, después de mucho luchar con sus pacientes, con sus sobrepesos y los problemas de diabetes en que esto derivaba, y después de largas investigaciones ideó la que denominó la Dieta South Beach (DSB).

Esta dieta se hizo muy popular hace ya algunos años y ha sido seguida por celebridades como Hillary Clinton.

La dieta en cuestión consta de tres fases:

PRIMERA FASE. FASE DE DEPURACIÓN.

La primera fase de la Dieta South Beach durará dos semanas y durante estos catorce días no se tomará ningún carbohidrato, aunque se podrán tomar todas las cantidades que se quieran de proteínas, verduras y hortalizas, también están permitidas las nueces.

Nunca prolongue esta fase más de dos semanas ya que durante esta fase se queman grandes cantidades de grasa y en este proceso se produce un aumento de los residuos que llegan para ser depurados en los riñones y que pasan por el hígado, por lo que prolongar más tiempo esta fase puede ser muy peligroso. El aumento de estos residuos también es el motivo por el que es absolutamente imprescindible el consumo de al menos 2 litros de agua al día durante esta fase.

Durante estas dos semanas de la Dieta South Beach se perderán entre 4 y 6 kilos.

SEGUNDA FASE

Durante esta segunda fase se perderá peso poco a poco, y durará hasta que alcancemos nuestro peso deseado.

En esta segunda fase de la dieta se pueden ingerir raciones de 50 gramos de hidratos de carbono y una pieza de fruta en cada comida principal, además se puede tomar un tentenpié a base zumo natural, fruta y té o café a media mañana y media tarde.

La larga duración de esta fase de la Dieta South Beach, nos ayuda a modificar nuestros hábitos nutricionales para mantenerlos.

FASE TRES.

La tercera fase de la dieta consiste simplemente es mantener los hábitos nutricionales adquiridos durante la fase dos, puediendo comer tanto como se desee de todos los alimentos siempre recordando que debe controlarse el consumo de hidratos de carbono.

En el caso de no mantener los hábitos adquiridos en la fase anterior sufriremos un severo efecto rebote recobrando todos los kilos perdidos y quizás algunos más. Mientras que si continuamos con los hábitos nutricionales adquiridos mantendremos nuestro peso.

Es necesario mantener estos hábitos durante el tiempo suficiente para que nuestro cuerpo reconozca el nuevo peso alcanzado como el suyo propio. Esto puede parecer extraño, pero es así, nuestro cuerpo tiene respecto a su peso un cierto efecto memoria, por ese motivo se produce el efecto rebote en el caso de pérdidas rápidas de peso sin dietas de mantenimiento posteriores.Si no nos esforzamos en mantener un nuevo peso al menos seis meses nuestro cuerpo tenderá a recuperar el peso anterior.

Si en algún momento en el futuro recuperamos algunos kilos podemos realizar de nuevo la primera fase de la Dieta South Beach, pero siempre recordando do prolongarla más de dos semana, pues puede dañar nuestros órganos, por este mismo motivo es necesario esperar al menos seis meses antes de repetir la primera fase.

Vea Tambien:

Dieta especial para lograr tu peso ideal

Con tantas dietas de moda y todas tan diferentes, con frecuencia andamos confundidos preguntándonos cuál es la clave correcta para lograr un peso adecuado y mantener nuestra salud en óptimas condiciones. Esta dieta especial no es baja en carbohidratos ni baja en grasas. Tampoco tendrás que estar contando las calorías de lo alimentos. Esta dieta representa un nuevo estilo de vida para ti y te permitirá descubrir la manera correcta y sana de alimentarte por el resto de tu vida.

Esta dieta, sencilla y fácil de seguir consiste en la superación de tres etapas. Como en esta dieta no se cuentan calorías ni se pesan los alimentos, para saber las porciones que deberás consumir deberás basarte en el concepto de platos y bol. Vas a necesitar: para el desayuno, un plato de 14,5 cm de diámetro y un bol con una capacidad de dos tazas; para el almuerzo y la cena, un plato de 22,5 cm de diámetro.

Etapa # 1

Esta es la etapa más difícil, pero sólo deberás seguirla por diez días. Aquí tendrás que evitar el azúcar, los dulces, el pan blanco, arroz blanco, la mayonesa, margarinas, mantequillas, quesos grasos, productos lácteos enteros y frutas. Esta etapa te ayudará a romper los 3 hábitos alimenticios destructivos a los que has estado acostumbrado a seguir y que te han hecho aumentar de peso durante los últimos años de tu vida:

1. La dependencia excesiva de los alimentos refinados. Estos alimentos hacen que tu metabolismo transforme el cuerpo en una fábrica de grasas: postres azucarados, pan blanco, galletas, cereales dulces En esta etapa aprenderás a controlar tus deseos de comerlos y podrás reemplazarlos por otros alimentos más saludables que te llenarán en esos momentos de ansiedad: cereales integrales, carne, pescados y vegetales.

2. Perderás el hábito de comer cualquier cosa que esté a tu alcance, pues tendrás que obligarte a comer sólo de aquellas comidas que están permitidas durante estos diez días.

3. Aprenderás a dejar en comer en exceso. Recuerda que lo saludable es comer las porciones exactas que tu cuerpo necesita: ni más ni menos. Por esta razón, comerás de acuerdo a las porciones que se te indiquen a continuación.

Alimentos que puedes comer durante la Etapa # 1

Vegetales: Espárragos, pimientos (ajíes), brócoli, repollo, coliflor, pepinos, lechuga, cebolla, espinaca, tomate, apio, berenjena, hongo y calabacín.

Proteínas: Frijoles, garbanzos, lentejas; carne magra (res, pavo, cerdo, jamón); pescados, mariscos, cordero, huevo, mantequilla de maní, proteínas de soya.

Productos lácteos: Leche descremada, requesón o queso crema bajo en grasas, queso mozzarella o parmesano.

Granos: Pasta, arroz, cereales o panes (integrales), palomitas de maíz sin grasas.

Grasas: (Hasta tres porciones por día) Aceite de oliva, aguacate [Porción: 1 cucharadita], 11 almendras, 14 cacahuates y 3 nueces.

Bebidas: Té negro, verde o de hierbas, café negro  (sin crema ni azúcar o con endulzantes artificiales de dieta); agua.

Condimentos: Hierbas (albahaca, cilantro, orégano, romero, estragón), especias (chile en polvo, pimienta, comino, clavo de olor, curry), ajo, jengibre, limón, mostaza, vainilla y vinagre [Porciones: ilimitadas]

Porciones a consumir durante la Etapa # 1

Para el desayuno debes poner 75% del plato de proteínas y 25% de granos integrales. Puedes optar por el bol: llenándolo con 1 taza de cereales integrales y 1 taza de un producto lácteo.

Para el almuerzo, debes llenar el plato con 40%  de proteínas y 60% de vegetales.

Para la cena, debes llenar tu plato correspondiente  en un 30% de proteínas, un 20% de cereales y el otro 50% de vegetales.

Etapa # 2

Esta es la etapa principal de la dieta, en la que permanecerás hasta que hayas logrado el peso que deseas. No vas a adelgazar tan rápidamente como en la etapa anterior, pero lo harás de una manera constante y saludable. Aquí experimentarás una pérdida de peso que durará todo el tiempo que sea necesario para alcanzar tu peso ideal. Las frutas regresarán a tu alimentación y contarás con una variedad más extensa de vegetales. Puedes también añadir yogur descremado.

El beneficio que tendrás al cursar esta segunda etapa, se refiere a un efecto positivo sobre tu metabolismo o en la forma en que tu cuerpo procesa los alimentos para transformarlos en energía. El azúcar y las harinas refinadas que estabas acostumbrados a comer se convertían rápidamente en azúcar en la sangre y posteriormente en grasas. Ahora, los cereales integrales, frutas y vegetales que comenzarás a preferir, se digieren lentamente y son menos propensos a convertirse en grasas.

Alimentos que puedes comer durante la Etapa # 2

Puedes comer todos lo alimentos mencionados para la primera etapa y además podrás añadir los siguientes:

Frutas: (Dos porciones al día) Manzana, melocotón,durazno, mora, melón, uva, toronja, naranja, papaya, piña, fresa, mandarina, melón de agua, bananas, guayaba, mango, pera. [Porciones: 1 fruta o 1/2 taza de la misma]

Vegetales: Añade a los que ya fueron mencionados, maíz, papa dulce y guisante.

Productos lácteos: Agrega una taza de yogur descremado.

Bebidas: Vino rojo o blanco (3/4 de una taza al día)

Porciones a consumir durante la Etapa # 2

Las porciones para el desayuno durante esta etapa son las mismas que consumiste durante la Etapa # 1.

Para el almuerzo y la cena  deberás llenar tu plato correspondiente con 25% de proteínas o productos lácteos, 25% de granos integrales, 25% de frutas y 25% de vegetales.

Etapa # 3

Esta etapa empieza en el día en que has alcanzado tu peso ideal. Se refiere a la etapa de mantenimiento. La dieta ya se ha convertido para ti en un estilo de vida. Lo más importante es que has podido romper tu dependencia del azúcar y esas otras tentaciones destructivas y has aprendido que puedes comer por placer para mantenerte saludable y mantener tu peso.

Alimentos que puedes comer durante la Etapa #  3

Puedes comer los mismos alimentos que en la etapa # 2, pero ahora podrás consumir cantidades ilimitadas de frutas y de vegetales. También, podrás permitirte algunas indulgencias en ocasiones especiales como chocolates, mantequilla,postres, jugos, sodas, papas y chips.

Porciones a consumir durante la Etapa # 3

Consume las mismas porciones que utilizabas durante la Etapa # 2.

Ahora sólo falta que seas creativo en la preparación de tus propios menús. Recuerda que el truco está en seleccionar los alimentos correctos, combinarlos adecuadamente y controlar las porciones de ellos en tus platos. ¡Empieza la dieta ahora mismo!

Vea Tambien: